Home » Nutrición Ortomolecular » 11. Tendinitis y Bursitis

11. Tendinitis y Bursitis

En este episodio No.11 de 56 minutos, el Doctor José Ramón Llorente -de la mano de Mila Cuelliga-, tratamos abiertamente, el mundo de las bursas y los tendones, y profundizamos en la vital importancia de la educación en nutrición. Tendinitis y Bursitis

Cualquier consulta o aclaración se pueden dirigir a info@radiosapiens.es o directamente al Dr. José Ramón Llorente a consulta@joseramonllorente.es

Asimilen, reflexionen y sobre todo ¡cuídense!!…
Muchas Gracias!!!
https://www.radiosapiens.es/podcast/nutricion-ortomolecular/ 



Tanto el tratamiento a seguir como las dosis a prescribir son trabajo de un especialista de la salud, y en ningún modo estas recomendaciones pueden ser utilizadas como tratamiento específico, tan solo sirve como elemento orientativo e ilustrativo para tratar algunas alteraciones de la salud.


ALIMENTOS BENEFICIOSOS

ACEROLA: Es la fruta más rica en Vitamina C, además de contener flavonoides (hesperidina y rutina) y ácidos orgánicos.

ÁCIDOS GRASOS OMEGA-3: procedentes del pescado azul, ya que inhiben la acción de las prostaglandinas de tipo inflamatorio (PGE2) y estimulan las de tipo antiinflamatorio (PGE1 y PGE3).

AJO: Es un gran antibiótico natural gracias a su contenido en aceite esencial, cuyo componente principal es la aliína, compuesto sulfurado que se transforma en aliicina. Es activo frente numerosas bacterias y  virus, además de ser rico en vitaminas y sales Minerales. Es un gran depurativo y ha mostrado ser eficaz a medio plazo para aliviar los procesos dolorosos.

ALFALFA: Contiene minerales y oligoelementos fundamentales para la buena salud del aparato locomotor.

ALMENDRAS, COLES, COCO, SÉSAMO, MELAZA: son buena fuente de calcio, con su ingesta se procura una buena mineralización al tejido óseo que rodea a la articulación.

BORRAJA: Es sudorífica, por lo que contribuye a la eliminación de desechos orgánicos. Contiene AGE antiinflamatorios.

CEBOLLA: La composición de sus aceites esenciales es similar a la del ajo, puesto que su componente principal es un isómero posicional de la aliína. Además, la cebolla es muy rica en flavonoides, enzimas, minerales, fitosteroles, etc.

CÍTRICOS: Pomelo y limón. Poseen Flavonoides, ácidos orgánicos (como el ác. cítrico) y Vitamina C. todos ellos con gran actividad depurativa.

CÚRCUMA: la curcumina tiene actividad antiinflamatoria, detoxificante y analgésica.

FRAMBUESA: Es rica en nutrientes y facilita la depuración.

FRUTAS FRESCAS Y HORTALIZAS EN GENERAL: Aportan Vitaminas, minerales y elementos fitoquímicos antioxidantes que nos ayudan a elevar las defensas naturales, así como a eliminar los residuos al favorecer la depuración neutralizando el medio ácido que se produce en la infección.

GARBANZOS, GUISANTES, LENTEJAS Y CEREALES INTEGRALES: contienen calcio y azufre, indispensables para la salud de los huesos y cartílagos.

GERMEN DE TRIGO: además de contener omega-3  contiene vitamina E con reconocida acción antiinflamatoria.

JENGIBRE: Esta sustancia es capaz de bloquear la síntesis de las prostaglandinas inflamatorias, reduciendo así la inflamación y el dolor.

LIMÓN: Es un alimento inmunoestimulante y alcalinizante de gran utilidad en todo tipo de acciones depurativas.

PIMIENTA DE CAYENA: Es útil para aliviar el dolor.

PUERRO: De composición similar a la del ajo.

RÁBANO: Es rico en compuestos sulfurados entre los que destaca la rafanina, de gran poder antibiótico, antivírivo e inmunoestimulante. Contiene un pigmento denominado PDG (peróxido-difenil-glioxal) que actúa también como viricida y bactericida.  Todo ello le confiere una reconocida fama de cómo agente depurativo.

SOJA: Contiene ácidos grasos omega-3, con acción antiinflamatoria.

 

 

ELEMENTOS QUE DEBEN APORTARSE:

ÁCIDOS GRASOS OMEGA-3: tienen capacidad para suprimir los mediadores  de la inflamación.

COMPLEJO DEL GRUPO B: sobre todo la tiamina, vitamina B6 y B12.  Son una buena combinación para reducir el dolor ya que intervienen en la inhibición en la transcripción del dolor.

BIOFLAVONOIDES: Inhiben la liberación de histamina y otros compuestos inflamatorios. Para mejorar sus resultados es aconsejable tomarlos junto con las enzimas.  La utilización conjunta de los bioflavonoides, las enzimas y la vitamina C, tienen una acción mayor que muchos fármacos potentes. Además, es esencial para la formación y el mantenimiento del tejido conectivo.

Tiene capacidad para disminuir la permeabilidad en la membrana del colágeno lo que impide la acción de los mediadores de la inflamación.  Puede crear enlaces cruzados con el colágeno lo que le confiere mayor capacidad de resistencia. Los más eficaces son la quercitina, los procedentes de los cítricos, las proantocianidinas y las antocianidinas.

BROMELAINA: es reconocida la actividad de esta enzima proteolítica en todos los procesos de carácter inflamatorio, sobre todo en los tejidos blandos.

CALCIO: es indispensable para la reparación del tejido conjuntivo.

CARTÍLAGO DE TIBURÓN: Es una buena fuente de sulfato de condroitina y glucosaminoglicanos, con una potente acción antiinflamatoria.

CINC-COBRE-MANGANESO-SOD: actúan de forma sinérgica incrementando la acción antioxidante. Son necesarios para activar la función reparadora de los tejidos, la estabilización de las membranas y la síntesis de colágeno, además tienen capacidad para inhibir los mecanismos que liberan mediadores de la inflamación.

CURCUMA: La cúrcuma longa es una planta originaria del sur y sudeste del Asia tropical que pertenece a la familia del jengibre, la cúrcuma es una de las especias con más propiedades medicinales, su componente activo son los llamados curcuminoides unos pigmentos polifenólicos entre los que destaca la curcumina que da el característico color amarillo.

Tiene efecto analgésico y antiinflamatorio por lo que calma el dolor y ayuda a la eliminación de toxinas. En algunos estudios se ha comprobado que la cúrcuma tiene un efecto antioxidante 300 veces superior a la vitamina E, favorece la eliminación de residuos tóxicos, ayuda al cuerpo a producir sustancias antioxidantes como el Glutatión.

DLPA-FENILALANINA: Es eficaz para aliviar el dolor. Esto se debe a que evita la degradación de las endorfinas naturales.

ENZIMAS PROTEOLÍTICAS: Son eficaces agentes antiinflamatorios, reducen la inflamación y ayudan al organismo a eliminar los inmunocomplejos depositados en las articulaciones. Los mejores resultados como antiiflamatorio se dan cuando se toman entre comidas.  Al bajar la inflamación reducen considerablemente el dolor.

MAGNESIO: es necesario para el mantenimiento de la salud muscular.

MANGANESO: el manganeso actúa como cofactor del SOD mitocondrial, de esa forma inhibe el daño oxidativo en los tejidos y actúa como antiinflamatorio.

MSM (Metilsulfonilmetano): es un metabolito del DMSO, un compuesto azufrado orgánico. El azufre es necesario para la síntesis de metionina y cisteína, dos aminoácidos que participan en la formación del cartílago, pero además esta sustancia es parte de otro principio activo, el sulfato de condroitina, una molécula que va a facilitar la elasticidad necesaria en las articulaciones.

Por otra parte el MSM es conocido por su demostrada acción antiinflamatoria.

PABA: Es útil para aliviar los problemas del tejido conectivo.

SAM (S-adenosil-L-metionina): es un compuesto azufrado con multitud de actividades, y las que aquí nos interesan son su facilidad para detoxificar las membranas celulares y su acción analgésica y antiinflamatoria.

Es también importante porque participa en la síntesis del cartílago.

SELENIO: Actúa como antioxidante mejorando los signos y síntomas de la enfermedad. Es esencial su utilización como todos los principios con actividad antioxidante, ya que una disminución de radicales libres mejora todos los estados antiinflamatorios.

SÍLICE: Forma parte del tejido conjuntivo y el cartílago por lo que es una sustancia con un papel importante en las articulaciones y las enfermedades que les afectan. Está implicado en la formación de colágeno y glicosaminoglicanos (GAGs).

SULFATO DE CONDROITINA: Además de actuar como restaurador del cartílago, tiene efectos antiinflamatorios.

SULFATO DE GLUCOSAMINA: Su acción es aportar los elementos necesarios para formar cartílago nuevo, protegiendo así a la articulación.

TRIPTÓFANO: Actúa reduciendo la sensación del dolor.

VITAMINA B12 Y ÁCIDO FÓLICO: Son coadyuvantes en los procesos antiinflamatorios naturales. En particular la vitamina B12 utilizada por vía intramuscular alivia el dolor y reduce los depósitos de calcio.

VITAMINA A: es necesaria para la reparación de los tejidos.

VITAMINA C: actúa como antioxidante  y produce acción antiinflamatoria, es además indispensable para la formación y mantenimiento del colágeno.

VITAMINA E: Actúa junto al SOD (superóxido dismutasa) y la glutatión peroxidasa  ejerciendo acción antiinflamatoria y analgésica.

PLAYLIST


Loading...

* Required

Síguenos en:

Nuestra finalidad es: difundir, promover, dar cobertura, apoyo a entidades y particulares con inquietudes, con el objetivo de conseguir mejoras culturales, sociales y científicas.

¡Asóciate!

((((̲̅̅●̲̲̅̅̅̅=̲̲̅̅̅̅●̲̅̅))) N u t r i c i o n O r t o m o l e c u l a r
[ programa mensual✔ ] #Medicina #Nutrición #NutricionOrtomolecular #ConsultaAbierta #TicLine