Home » Espacio del Tibet » Dharamsala: el Pequeño Tíbet

Dharamsala: el Pequeño Tíbet

Este domingo el Lama Wangchen nos envía sus palabras desde Dharamsala, norte de India, lugar de residencia del Dalai Lama y sede del Gobierno Tibetano en el Exilio. Una ciudad montañosa frente al Himalaya, donde la mayoría de sus residentes es de origen tibetano, pero también viven allí indios y pasan por sus calles muchos turistas de todas las partes del mundo que vienen a ver y a escuchar a Su Santidad el Dalai Lama. Dharamsala es un pueblo de India, pero la atmósfera, la cultura, la tradición tibetana está en cada uno de sus rincones, por lo que se le conoce también como “Pequeño Tíbet”. Monos, vacas, perros se pueden ver pos sus calles. En los alrededores, bosques de pinos y flores de rododendros rojas y blancas. En las cimas de las montañas todavía se puede ver la nieve que ha caído durante el invierno. El Lama nos describe un paisaje que casi se puede casi tocar…

Nos explica también que la situación de los tibetanos en el Tíbet continua grave: la represión lejos de disminuir, aumenta y la comunidad internacional no interviene ni toma ninguna iniciativa para defender los derechos fundamentales de los tibetanos que hace 58 años perdieron su país. Incluso en los monasterios el control del gobierno chino se ha fortalecido, contradiciendo la libertad de religión que afirma tener el país. El año pasado, el monasterio de Larung Gar, el mayor instituto de estudio del budismo tibetano del mundo, con cerca de 10 mil estudiantes y residentes, empezó a ser blanco de la represión china que inició la demolición de muchas de sus casas. El gobierno chino ha anunciado recientemente que, hasta finales de abril, al menos 3000 estudiantes, entre monjas y monjes, serán desplazados a sus ciudades natales y sus casas destruidas…

La situación del medio ambiente, nos explica el Lama Wangchen, también es preocupante. EL gobierno chino está explotando las minas en Tíbet, contaminando los ríos, sacando uranio para construir bombas nucleares… Nada de eso es bueno para la paz…

El Lama nos explica que el afán de control del gobierno chino le ha llevado a decir que la próxima reencarnación del Dalai Lama nacerá en China y que sólo su gobierno tiene competencia para reconocer las reencarnaciones… algo que para la mayoría de los tibetanos y seguidores del Dalai Lama es totalmente absurdo.

https://www.radiosapiens.es/category/la-casa-del-tibet/

Deja una respuesta